El clima influye a la hora de pintar: todo lo que debes tener en cuenta

Antes de decidirnos a pintar cualquier estancia, es importante elegir una pintura adecuada, un color que nos guste y unos buenos materiales para que la aplicación quede bonita y uniforme. Además, es también necesario reservarse unas horas o días para preparar la zona y para proceder a pintarla, siendo habitual que muchas personas aprovechen las vacaciones para realizar estas tareas. Sin embargo, y por si no hubiera ya bastantes condicionantes a tener en cuenta, existe otro factor que no podemos obviar a la hora de pintar: el clima.

En realidad, al hablar de la influencia del clima en el momento de pintar nuestra casa, no nos estamos refiriendo precisamente al hecho de que vayamos a tener calor, a sudar o, por el contrario, a pasar frío y a helarnos la nariz al coger la brocha, sino que más bien hacemos alusión a la forma en que la temperatura, la humedad y los aspectos meteorológicos pueden llegar a ser decisivos para obtener un resultado óptimo.

En primer lugar, es muy importante leer atentamente las recomendaciones del fabricante de la pintura en relación a las condiciones climáticas que precisa aquel producto en concreto. Tras conocer esta información, por tanto, podremos echar un vistazo a la previsión meteorológica y reservarnos los días más favorables para proceder a pintar. La humedad, en este sentido, tanto si se produce en verano como en invierno, suele ser muy poco recomendable, puesto que las partículas húmedas que empapan las superficies pueden alterar el resultado que esperamos conseguir. Para ello, es primordial evitar pintar sobre una pared o puerta mojada, y, en el caso de encontrarnos ante esta coyuntura en una pared de exterior o puerta principal, deberemos secar la superficie manteniéndola a altas temperaturas durante al menos 4 o 6 horas.

En cuanto a la temperatura, lo mejor es evitar el frío y el calor extremos (evidentemente, por el tema de la pintura, pero también para la propia salud de quien se pone a pintar), con lo que en ningún caso se recomienda pintar en un entorno de menos de 5 o más de 40 grados, aproximadamente. Solo así podremos garantizar unos buenos resultados. En cualquier caso, y como en verano son muchas las personas que aprovechan el periodo vacacional para ponerse a hacer de ‘manitas’ en casa, os animamos a venir a Mallorquímica para hacernos todas las preguntas que os surjan y para comentar con nuestros expertos cualquier inquietud o duda que tengáis con respecto a estos factores. Lo más aconsejable es que recordéis nuestro lema: venid a Mallorquímica para que no os hagan pintar dos veces.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario